Valoración Inicial

La valoración inicial es realizada por un profesional, que de forma simultánea obtiene información a través de los padres y del aprendiz mediante pruebas que permiten determinar el plan de abordaje inicial. Es una modalidad con la que se determina una línea base primaria para hacer la incorporación del niño/a o joven a la Organización. Con esta se seleccionan los programas y servicios con los que debe iniciar su intervención que será complementado, posteriormente, con la evaluación psicoeducativa.

     Evaluación Psicoeducativa

Es el punto de partida de para ayudarles. Se lleva a cabo en tres partes: ●La entrevista realizada a los padres u otros familiares, a fin de recoger información pertinente sobre antecedentes, aspectos relativos a la salud, atenciones y evaluaciones previas así como otros ítems del desarrollo tales como la autodeterminación considerando dieta diaria y rutina; socialización, procesamiento sensorial y demás áreas. ●● Se aplica la Escala de Estimación Evolutiva TAEHO 6.0 (E.E.E) al aprendiz y otros instrumentos; además, se realiza la observación de las conductas exhibidas por este durante la sesión y valoración del procesamiento sensorial; a fin de recoger y sintetizar la información para proceder al siguiente paso. ●●● Con los datos recogidos en la entrevista y directamente con el aprendiz se efectúan, en primer lugar, las conclusiones, ante lo cual se dará a conocer el promedio de desarrollo total esperado para su edad , así como por cada uno de los aspectos evolutivos evaluados: lenguaje- cognición- socioafectivo- psicomotor- autonomía- moral- sexual. En segundo lugar, se establecerán las recomendaciones y el plan de abordaje desde un enfoque inclusionista modelo TAEHO; es decir, no solo irá dirigido a los programas psicoeducativos que debe recibir en forma de sesiones psicoeducativas/terapias, sino también a acciones a desplegar en el hogar y la escuela. ☆En definitiva, a partir de esta EVALUACIÓN PSICOEDUCATIVA, la familia tendrá una visión integral del desarrollo de su hijo/a, contando con una serie herramientas que le permitirán hacer de él/ella, una mejor versión de sí mismo.

 

   “Entrenamiento a Padres” y Atención Psicológica

Se ofrecen estrategias a los padres y otros familiares para abordar excesos conductuales a través de intervenciones adecuadas; efectuando análisis y estructuración del ambiente familiar, inventario de conductas problemáticas, priorización de las mismas, análisis funcional y plan de acción compuesto por procedimientos conductuales. Además, para el desarrollo e incremento de conductas ausentes o disminuidas asociadas a la psicomotricidad, cognición, autonomía, socioafectividad y comunicación. Asimismo, entrenamiento a familiares en torno al desarrollo del juego y las habilidades sociales en general, al control esfínteres y procedimientos de desensibilización sistemática y en vivo. Finalmente, se trabaja en la incorporación progresiva de otros integrantes de la familia a los distintos entrenamientos; aunado a la intervención de las emociones y los vínculos familiares. Todo este abordaje realizado tanto en consulta como por medio de la versión in situ; es decir, en el hogar o cualquier otro espacio donde se presenten las necesidades. La familia es el eje de la vida de cada aprendiz, es el motor del movimiento, de la acción, la determinación y el emprendimiento; la familia es la clave del cambio. La inclusión comienza en el hogar.

 

    Intervención Psicomotriz y Sensorial

IPS, por sus siglas, es un servicio dirigido a desarrollar, optimizar o rehabilitar la funcionalidad física (músculo- esquelético) interviniendo equilibrio, coordinación, fuerza, tono, movilidad, plasticidad, elasticidad y esquema corporal. Adicionalmente, se abordan disfunciones que afecten el aparato locomotor y de sostén. Asimismo, se atiende el aspecto sensorial a través de la intervención tanto de sentidos como el gusto, olfato, tacto, vista y oído, así como el vestibular y propioceptivo, con el propósito de favorecer la adecuada integración sensorial, interviniendo las disfunciones que se presenten puesto que esta, en palabras de Ayres (1998), es el proceso por el que el cerebro interpreta y organiza los impulsos sensoriales, produce respuestas corporales prácticas y genera percepciones, emociones y pensamientos útiles en la vida de las personas, en consecuencia, la importancia de este proceso, de acuerdo con esta autora con quien coincidimos, no radica en sí mismo, sino en sus productos finales, debido a que un proceso sensorial ineficiente e irregular se reflejará en la forma del individuo de responder a las demandas del ambiente, por medio de conductas inadecuadas en la vida diaria, dificultándose así su inclusión en los distintos entornos. De allí, el énfasis en abordarlo.

 

    Trabajo Escolar Independiente

Es un servicio que tiene por objetivo desarrollar e incrementar habilidades necesarias para realizar las asignaciones escolares de forma cada vez más autónoma y efectiva, evitando que el momento de realizarlas sea caótico dentro de la rutina o que demande demasiados apoyos y excesiva participación de parte de la familia. ¡Es posible que el niño/a  joven las organice, ubique sus materiales y las efectúe progresivamente de forma independiente, mejorando su desempeño académico y la dinámica familiar!

 

   Inclusión Social al Adolescente o Adulto

Es un programa en el que se interviene según las habilidades del aprendiz y necesidades de sus entornos. Por tanto, se trabaja en sus distintos contextos que deben estar atendidos simultáneamente, puesto que el objetivo del mismo es la incorporación y adecuado desenvolvimiento del adolescente y el adulto en los ambientes en los que es parte o podría serlo. En definitiva, se aborda en el hogar y espacios comunitarios a través de visitas del psicólogo de entrenamiento, y el contexto terapéutico mediante sesiones psicoeducativas/terapias, todo a fin de hacer pertinente el abordaje que será efectivo si, y solo si, se trabaja en acciones que favorezcan su inclusión en todos los sentidos.

 

   Entrenamiento Escolar

El programa tiene como propósito desarrollar habilidades  básicas y necesarias para facilitar el proceso de enseñanza y aprendizaje como lo son el contacto visual,  permanecer sentado, esperar, mantener manos quietas, seguir instrucciones simples, dar/entregar objetos e igualar  a la muestra (control instruccional), además de habilidades relativas a diversas áreas del desarrollo como la motricidad fina, cognición, autonomía, habilidades sociales, entre otras. Todo con el fin de que, posteriormente, el aprendiz pueda ser incluido en una escuela regular y beneficiarse de este contexto desplegando la habilidades ganadas y permanentemente adquiriendo nuevas competencias.

 

  Terapia de Lenguaje

Este servicio lo ofrecemos para intervenir trastornos de la articulación abordando alteraciones en la producción de fonemas para el logro de la adecuada pronunciación de palabras. Además, alteraciones en la fluidez del habla como la tartamudez; entre otros. En nuestra organización, los aprendices pueden recibir terapia de lenguaje si presentan únicamente desviaciones articulatorias y no se advierten deficiencias en cuanto a su repertorio verbal (lenguaje/vocabulario); o bien, podemos combinar el programa Conducta Verbal con terapia de lenguaje si el aprendiz debe incrementar su repertorio verbal y además presenta tales desviaciones que deben ser disminuidas. Y, finalmente, se inicia con el programa Conducta Verbal cuando no hay desarrollo del lenguaje aún o este es escaso, de modo que se incremente el repertorio verbal y, posteriormente, si se advierten desviaciones articulatorias se combina también con Terapia de Lenguaje.

 

   Apoyo a la Escuela Inclusiva

Es llevado a cabo por el PROFESIONAL DE APOYO A LA ESCUELA INCLUSIVA. Este profesional de TAEHO es algo más que un tutor/sombra. Acompaña la gestión del docente y determina, junto con este, las estrategias idóneas para definir las planificaciones multimodales y multiniveles, de acuerdo con la diversidad del aula. Periódicamente, visita la escuela para trabajar directamente con los estudiantes cuyos padres soliciten el servicio, produciendo materiales (manuales, guías, planificaciones) para garantizar la plena participación educativa de los aprendices, manteniendo una constante comunicación con los padres, con quienes define y acuerda metas y objetivos que se deben lograr en la jornada escolar.

 

 *Programas psicoeducativos:

  Motricidad Fina

En este programa se desarrollan habilidades motrices de segmentos finos (manos) y de algunos segmentos gruesos (brazos) que intervienen en el funcionamiento de los primeros; con el propósito de incrementar la precisión, fuerza y coordinación manual, así como destrezas progresivas asociadas a actividades con lápices, colores, tijeras, pinceles, punzones, agujas punta roma, plastilina, entre otros materiales y la producción de formas y figuras simples; además de habilidades asociadas a la vida diaria, todas necesarias para un adecuado desenvolvimiento en diferentes entornos. Estas habilidades requieren ser entrenadas permanentemente para alcanzar los objetivos, es decir, constituyen ejercicios que deben repetirse una y una otra vez, y conforme esto va ocurriendo se pueden ver cambios progresivos en los alcances de aprendiz: poco a poco coloreará, pintará, dibujará, recortará, escribirá… con mayor precisión y calidad. Requiere paciencia; los resultados valen el esfuerzo.

 

 

  Lectura y Escritura

En nuestro programa se ubica al aprendiz en su nivel real de funcionamiento conforme a las etapas del proceso de construcción espontánea de la lengua escrita y se trabaja para que alcance las etapas posteriores hasta lograr la alfabetización. Si ya cuenta con lectura y escritura convencional (o la ha alcanzado), se aborda para incrementar la calidad de dichos procesos; la fluidez al leer y la comprensión del texto leído, la extensión de la producción escrita, ilación de las ideas y el uso adecuado de los signos de puntuación entre otros aspectos formales de la escritura.

 

 

  Desarrollo de Habilidades del Pensamiento

A través de este programa, el niño o joven desarrollará e incrementará sus habilidades del pensamiento (descripción, comparación, clasificación, análisis, síntesis, memoria, entre otros…, además de constructos cognitivos como las funciones ejecutivas, la teoría de la mente y la coherencia central) siendo capaz de ejecutarlos en niveles más complejos y abstractos de forma progresiva, trayendo esto como resultado, no solo un mejor desempeño en el ámbito académico, sino que optimizará su desenvolvimiento ante las diversas situaciones de su vida diaria, puesto que se acrecentará la calidad de su razonamiento, de su capacidad de argumentación, de resolución de problemas, búsqueda de alternativas y más.

 

  Apoyo Pedagógico

Nuestro programa está dirigido a entrenar los contenidos relacionados a distintas áreas como lenguaje y matemática, según el nivel o curso/grado del niño o joven, o bien, contenidos previos que se requieran de acuerdo a los alcances del aprendiz. Asimismo, se interviene para incrementar las habilidades de autonomía y de trabajo independiente en el contexto escolar. En definitiva, se persigue mejorar su desempeño, para incrementar sus posibilidades de participación y aprendizaje en la escuela.

 

   Conducta Verbal

El programa desarrolla comportamientos que implican la mediación de otros, a través de la adquisición e incremento del lenguaje del aprendiz. Se entrenan ecoicas (repeticiones), mandos (solicitudes), tactos (identificaciones), intraverbales (responder) y autoclíticos (incorporación de elementos de la sintaxis que especifican la operante primaria; es decir, cualquiera de las otras mencionadas); todas estas constituyen habilidades de hablante. Además, se entrenan habilidades de oyente como la igualación a la muestra, seguimiento de instrucciones, imitación motora, discriminación y reconocimiento. Ambos repertorios necesarios para el establecimiento de conversaciones espontáneas; fin último del programa.

 

 

Como parte del programa Conducta Verbal desplegamos, para aquellos aprendices que así lo requieren, el entrenamiento en «Sistema de comunicación alternativo/aumentativo basado en PECS» a través del cual se desarrollan una serie de fases para proveer al niño o joven un medio idóneo para expresar no solo sus deseos, sino para comunicarse en general, puesto que el entrenamiento en sus fases finales contempla responder y hacer comentarios espontáneamente. Todo mediante el intercambio de tarjetas que se va complejizando y naturalizando conforme se avanza; lo que le permite al aprendiz desenvolverse adecuadamente en distintos entornos, propicia su inclusión en los mismos y disminuye los excesos conductuales fundamentados en las conductas ausentes o disminuidas presentadas en la comunicación.

 

  Autonomía

Nuestro programa tiene por objetivo incrementar conductas asociadas a esta área del desarrollo a través de intervenciones adecuadas con el propósito de que el aprendiz logre la ejecución de habilidades inherentes a su desenvolvimiento cotidiano de forma independiente. En definitiva, por medio de nuestro programa de Autonomía se trabajan propiamente habilidades para la vida diaria como el control de esfínteres, utilizar cubiertos, vestirse, cepillarse desabotonarse, entre otros, porque trabajar la autodeterminación favorece el desenvolvimiento del aprendiz y su participación en los diferentes contextos: familiar, escolar y social.

 

 

  Integración Psicomotriz

A través del programase desarrolla la integración de las habilidades motrices finas, gruesas y autonomía, en un espacio externo que implica desplazamiento por parte del aprendiz, acompañados de comandos escritos o de sistemas de trabajo. Todo con el propósito de fortalecer, tonificar músculos y dar precisión y fluidez en las habilidades mediante la ejecución de actividades que se realizan en espacios abiertos, relativas a estas áreas y que, progresivamente, se van complejizando.

 

 

Durante cualquier abordaje dado, independiente del programa, el juego está implícito para lograr la implicación/motivación del niño.  Nuestras sesiones psicoeducativas/terapias TAEHO persiguen permanentemente el disfrute del aprendiz. Se entrenan durante toda la sesión las habilidades de interrelación, y los últimos 10 minutos, las habilidades de juego haciéndolo de forma consistente en cada una de sus etapas: funcional, paralelo con adultos, paralelo con niños y cooperativos, según los alcances del niño/a o joven.